LOGO LAZARILLO TCE

LOGO FITC

HISTORIA DEL FITC

Este señalado evento comenzó siendo Certamen, después se convirtió en Muestra de teatro y, finalmente, pasó a ser Festival. Queremos hacer hincapié en el hecho de que dichos cambios no han sido azarosos, ya que siempre han respondido a la manera con que Lazarillo se ha intentado hacer cargo (como asociación cultural de base) de las inquietudes y demandas que la sociedad ha solicitado en cada momento no sólo en relación con el mundo del teatro.

El Certamen de teatro se creó en 1974 en el seno de Lazarillo T.C.E. como respuesta a una imperiosa necesidad cultural, tanto de crecer como asociación, como de encontrar una manera creativa de apoyar el teatro aficionado. Así pues, e intentando que las pretensiones de Lazarillo no fueran únicamente localistas, se crearon unas bases de participación abiertas a todo el territorio nacional, y tras una ardua selección de grupos, se conformaba la programación de cada edición, en la que un jurado formado por una limpia mezcla de profesionales del medio, y tras seis jornadas, se concedían los premios reseñados en las bases.

Fue en 1984 cuando Lazarillo afronta la primera revolución dentro de su seno, pues tras diez años se hace evidente que el panorama teatral español ha cambiado (por un lado se da la desaparición del teatro aficionado independiente, creándose compañías estables profesionales, y, por otro lado, se da el hecho de la ausencia de programaciones privadas o públicas en los pueblos), siendo este un hecho más que suficiente del que Lazarillo no podía dejar de hacerse cargo, y más inmersa como estaba en la organización de un Certamen Nacional.

Es en ese mismo año, cuando Lazarillo toma la decisión de hacer desaparecer el carácter competitivo del Certamen, pasando a organizar una Muestra, y en 1986, dada la acogida tan favorable que tuvo por parte del pueblo de Manzanares y la comarca, se adquiere el compromiso por parte de la organización de garantizar la calidad de cada edición, creándose para ello un equipo de personas que fueran las encargadas de visionar previamente los espectáculos programados, viajando por toda la península y visitando festivales y ferias de teatro, y estando al tanto de las programaciones teatrales de las ciudades más importantes del país.

Llegado el año 1991, Lazarillo opta por un cambio de denominación, pasándose a llamar definitivamente Festival de Teatro Lazarillo. Dicho cambio no fue únicamente nominativo, pues lo que en el fondo se quería conseguir era ampliar el campo de las actividades a programar, pues además de teatro, se proponía traer danza, circo, mimo, música, cursos formativos, etc.

Los miembros de la Asociación de Teatro LAZARILLO TEATRO DE CÁMARA Y ENSAYO quieren, ante todo, poner de relieve que nuestro proyecto se basa en una premisa fundamental sin la que nunca nos hubiéramos embarcado en esta empresa: nuestro profundo amor y respeto por el teatro. Prueba de ello es que la organización del Festival ha corrido siempre a cargo de Lazarillo T.C.E., y que con esto, lejos de resultar redundantes, lo que queremos decir es que siempre se ha organizado con el esfuerzo y voluntad desinteresada de sus componentes, y que, siendo Lazarillo una asociación cultural de base, creemos que este hecho ha sido el que nos ha permitido pervivir, crecer, y seguir siendo relevantes a lo largo del tiempo en la vida cultural de nuestro país.

Aun a costa del importante esfuerzo y el consiguiente desgaste que supone la organización de un evento de estas características, Lazarillo mantiene la ilusión por un Festival de Teatro del que se han realizado ya treinta y nueve ediciones, en el que han participado más de 400 compañías, y que se ha convertido en una ineludible referencia dentro del panorama teatral tanto castellano manchego como estatal.

Asimismo, Lazarillo se honra en poder decir que a lo largo de todos estos años ha contado con la colaboración y visitas de personajes tan relevantes dentro de la cultura como Antonio Buero Vallejo, Francisco Nieva, Javier Tomeo, Nuria Espert, Ana Marzoa, Alfonso Carreño, Gloria Fuertes, José Sanchis Sinisterra, Helena Pimenta, Fernando Delgado, Francisco Algora, Julio Salvatierra, Mario Gas, Jose Sacristán y un larguísimo etcétera.

 

Actualmente el Festival de Teatro Lazarillo de Manzanares se celebra a finales de agosto, englobando lo más destacado de la producción teatral contemporánea de cada año. La producción teatral contemporánea de vanguardia es actualmente tan vasta y de tanta calidad, pero a la vez de tan difícil difusión, que Lazarillo es el escaparate perfecto de la zona. La prueba de ello es la cada vez mayor asistencia de gente de fuera de Manzanares que acude al Festival; sin embargo, o quizá por lo antes señalado, Lazarillo destina inevitablemente más del 70% de su presupuesto a programación, no pudiendo afrontar los gastos que de publicidad y promoción se debería destinar para suplir dicha carencia. A su vez, el Festival Lazarillo sigue recurriendo al esfuerzo desinteresado de casi dos decenas de personas (desde pintores, diseñadores, montadores, hasta labores de secretariado y gestión) para sobrellevar la enorme organización que exige un festival de estas características, siendo muy difícil responder a la profesionalidad y buen acabado que se nos exige después de tantos años. En contraposición, y movidos por el afán de seguir creciendo, hemos consolidado una serie de actividades paralelas dentro del festival por la respuesta favorable que han tenido. Nos referimos al cada vez más elaborado FITIRITEC donde los niños tienen la posibilidad de sumergirse en las profundidades del teatro a través de diferentes actividades, además de exposiciones de pintura y conferencias sobre diversos aspectos del teatro contemporáneo y al cada vez más afamado “PREMIO ESCENA LAZARILLO”, que ha sido otorgado entre otros a Paco Algora, Fernando Delgado, Helena Pimenta, Mario Gas, José Sanchís Sinisterra entre otros.

© 2013 - 2016 Lazarillo Teatro de Cámara y Ensayo